Un paseo por Isla Mayor

Por fin salió el sol y aunque estaba bien en casa, fuera andaba el aire tan libre como yo, por lo que vencí la pereza, y con la cámara al hombro, me subí al coche con la simple idea de mirar y respirar hondo.

Hace tiempo que quería perderme por la carretera de Isla Mayor e ir parando donde me naciera, y me resulta curioso que haya tardado tanto teniéndola tan a mano. Quizás, con el afán por descubrir, siempre pensamos en volar lejos y lo de al lado lo dejamos de lado. Una estupidez.

En esta mini aventura, un color, una bandada de pájaros, los charcos y los juncos o una simple casa al sol, hacen que me baje y suba al coche decenas de veces. Dirán que por qué no dejé aparcado el trasto y caminé. La razón fue simple: millones de mosquitos dispuestos a devorarme, o eso pensé yo. Me dio igual no estirar de paso las piernas, disfruté con el verde –que estaba bien verde–, y sorteé con cuidado el barro y los miles de baches, no sin pensar que podría en uno de ellos quedarme.

Campo de marismasMarismaCaminoPie de marismas

Cuando el sol empezó a perderse, me fui por donde vine hasta que le ví por el espejo retrovisor. Fue imposible no frenar y salir de nuevo a encuadrar lo que me estaba dejando atrás. Él a mí, que no lo contrario.

Puesta de Sol en Isla MayorPuesta de Sol

 

Ampa

4 respuestas a “Un paseo por Isla Mayor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s