Otoño

Otoño que me reciclas

removiendo mis anclajes,

que mudas mis capas muertas

y me vistes con nuevo traje.

No te olvides

que vengo ya de largo,

que ya estuve

y que quiero seguir estando,

con mi equipaje de deseos,

los mismos de cada año.

Con mi empeño, con mis dudas,

con la impronta con la que viajo.

Que, aunque te provoque

lo contrario

y quieras con mis capas

hacer un sayo,

te pido que me dejes la fuerza

que alimenta el sueño

que tengo entre manos.

Y sólo por la razón

de ser mi sueño,

un sueño que,

aunque pinte canas,

muere por ser vivido

y vive por ser soñado.

A.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s